Opinión

LO VIVI Y LO OÍ

No se puede dejar de recordar este día seis de octubre el aniversario de aquel otro dia dela misma fecha en 1934 , en plena Segunda República española .Como miembro de la Sección selecta política del Servicio Central de Documentación de la Presidencia del G0bierno ,el Servicio de Inteligencia de aquel entonces desde su fecha de fundación el 19 de marzo de 1972 ,participé,dada mi triple cualificación de militar,abogado y periodista ,activísimamente ,tras la decisión de reforma del Estado español tomada conjuntamente por la cúpula española – Franco y Carrero Blanco – y la norteamericana de EEUU,en el diseño,contactos con personas de todos los colores políticos y redacción de la que había de ser la transición que había de garantizar la estabilidad de España a la desaparición de Franco que por aquel año , y dado su grave estado de salud ,ya se adivinaba cercana .Diseño y redacción que tan bien les vino a Don Juan Carlos y a Adolfo Suarez para encabezar su realización , pues se encontraron con que todo lo que tenían que hacer estaba ya previsto al milímetro .
Algo tan bien pensado y trabajado ,entre 1072 y 1975 ,para evitar los dos peligros claros que estaban en el horizonte de la muerte del Caudillo Franco: el repturismo predicado por la izquierda radical comunista preferentemente y el continuismo imposible del Régimen de democracia orgánica franquista con la figura de Don Juan Carlos al frente del Estado , nació ,sin embargo tarado por dos motivos fundamentales . Uno el que desembocó en el llamado Titulo Octavo de la Constitución , consecuencia de la aceptación por parte del protagonismo mediocre de Suarez de la propuesta de Eduardo  García de Enterría y Manuel Clavero Arévalo conocida popularmente como “el café para todos” o creación de un Estado autonómico ,el que tristemente padecemos , que pretendían sería garantía del final del exceso nacionalista/separatista de catalanes y vascos y en menor medida gallegos .No es preciso hacer ningún comentario pues todos ustedes saben y sufren adonde nos ha llevado el exceso y abuso autonómico ; al borde de la desintegración de España .Ello añadido al  imcumplimiento por parte de Suarez de su promesa hecha a Torcuato Fernández Miranda de dimitir/desaparecer cuando se produjeran las primeras elecciones democráticas .
Dicho lo anterior como necesario preámbulo hay que recordar también como la confianza de Suarez  en  su error autonomista ni siquiera se esperó a que las más conflictivas  seudoautonomias republicanas catalana y vasca fueran consecuencia de la Constitución aprobada en diciembre de 1978 y ya en 1977 se recuperaron “de facto” con el retorno de sus Presidentes en el exilio,señores Tarradellas  y Leizaola. Fue precisamente con motivo de su primera visita al Madrid de la transición de Tarradellas como tuve oportunidad de escuchar de sus propios labios ,en una cena “off the record” en la Agencia EFE, el relato irónico/jocoso por parte del President de lo sucedido en Cataluña el 6 de octubre de 1934 ,del que hoy se cumplen 84 años .
Preguntado por uno de los asistentes a aquella cena sobre su relación con los militares dijo : ” muy bien ,lo primero que hecho al regresar a Barcelona ha sido visitar al Capitan General Coloma”, y ,además , añadió sonriente : “yo fui cabo en Africa en mi juventud” . Después continuó en el mismo desenfadado tono : ” Miren ,aquel 6 de octubre de 1934 yo era conseller de Interior del Gobierno de la Generalitat cuando mi Presidente Companys proclamó desde el balcón principal el Estat Catalá ,dentro de la República Confederal española , y lo primero siguiente que hizo fue recabar la comprensión y el apoyo del General en Jefe delas tropas en Cataluña ,el General Don Domingo Batet Riutot . ¿Y saben ustedes cual fue su respuesta? – seguía el tono burlón – pues aparecer en la plaza de Sant Jaume con varios cañones de 75 milímetros ,conminándonos via megafónica que o deponíamos nuestra actitud unilateralista  o disparaba ……. y ante nuestro silencio DISPARO ,CAYÉNDONOS EL ARTESONASDO EN LA CABEZA .Y terminó  su elocuente intervención.Por Dios, OTRA VEZ NO,NUNCA MAS “.
Eso es lo que sucedió el 6 de octubre de 1934,que desembocó en la concesión de la Cruz Laureada .la máxima condecoración militar, al General Batet por el Gobierno de la República y el procesamiento en Consejo de Guerra de Compannys y su condena a muerte,aunque afortunadamente no fue ejecutada.pero que sí lo´sería con posterioridad al término de la guerra civil -Es decir la rebelión catalana ,tan pacífica como la de Puigdemont,Torra y compañía,aunque de un solo día ,fue reprimida y aplastada en minutos por un Gobierno y un  Estado fuerte, el de la II Repúbica.
General Monzon
7 octubre, 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *