Opinión

Las “Podemos propuestas”

Pedro Sánchez ha respondido a las propuestas de Podemos diciendo que está de acuerdo con la propuesta de subir impuestos. Estamos en una sociedad envejecida, que gasta mucho dinero, que está endeudada… lo que necesitamos es ahorrar no gastar. Lo que necesitamos es reducir gasto público y no aumentarlo. No podemos subir más los impuestos porque aumenta la economía sumergida y desanima la actividad económica.

Tenemos que transitar de unas Administraciones públicas que son muy ineficientes hacia unas Administraciones Públicas más eficientes, más equilibradas, menos deficitarias, con un tamaño más pequeño… y hay quien quiere hacer las cosas en sentido contrario al camino que se debe seguir.

Podemos habla de gasto y dice que hay que aumentarlo en 96.000 millones de euros en cuatro años. Eso –y estoy jugando de manera sarcástica- puede entenderlo la sociedad en tono positivo, es decir, va a haber más gasto y por tanto vamos a tener más servicios públicos. Pero lo peor es lo que dice Pedro Sánchez, que habla directamente de subir impuestos. ¿Usted por qué va a subir impuestos? Si usted sube los impuestos para financiar ese gasto adicional de 96.000 millones, el planteamiento sigue siendo equivocado pero es coherente, pero lo peor es que me digan que quitando la hojarasca del gasto sigo subiendo los impuestos.

Lo más preocupante de este plan es que se mantiene la gran asignatura pendiente que tiene este país: reducir el gasto público improductivo por la vía de un recorte de las Administraciones Públicas.

Estamos en una situación en la que Arabia Saudí no quiere recortar la venta de petróleo, está vendiendo activos en los mercados, están bajando las Bolsas, la Banca italiana está sufriendo mucho, China no se sabe si crece o no porque los datos no son fiables, EEUU lleva cuatro meses con caídas en la producción industrial, los emergentes están sufriendo por la caída de las materias primas y Europa tampoco está bien. En ese contexto no se puede descartar una crisis económica española que puede venir agravada por la actual situación política y hay que estar preparado para ello. Y a veces el desempleo puede aumentar como consecuencia del parón en la inversión y en el consumo que se está y que se puede seguir produciendo.

Me parece que el plan de Podemos de aumentar 96000 millones de euros el gasto es un brindis al sol, ya que dice que se hará en el bien entendido de que pactarán con Bruselas un replanteamiento de los objetivos de consolidación fiscal. El problema es que enarbolar estas banderas cuando la economía mundial atraviesa una situación crítica es negativo. Lo es porque puede alterar algo que sí se había conseguido: recuperar la confianza de los mercados internacionales.

Tú puedes pedirle al Señor Draghi que te tienda una mano o incluso convencer a la Comisión Europea para que te ayude, pero lo que hay que tener claro es que con independencia de lo que consigan en la diplomacia comunitaria están los mercados y a los mercados no los convences. En cuanto les das un mensaje negativo para su certidumbre financiera, los mercados te meten un sobrecoste a la hora de financiarte.

Los planes como el de Podemos nos llevan a una situación similar a la del 2011, en la que estábamos al borde del rescate como país. El ideario de Podemos llevado a sus últimas consecuencias exige la salida de España del Euro y por tanto la ruptura de la moneda única. Cosa por cierto en la que coincide con la extrema derecha. Los extremos siempre se tocan.

 

@lodares

Economista

19 febrero, 2016

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *